SCHOTT solutions n° 2/2010 > Painéis sensíveis ao toque

Los teléfonos móviles con pantalla táctil son el último grito y no sólo en Asia. Gracias al des­arrollo de productos en Suzhou, China, SCHOTT ofrece ahora un nuevo vidrio de cobertura para esta aplicación (Foto Izda. abajo ). Foto : SCHOTT/A. Sell

Mirando de tú a tú en Asia


Los Centros de Servicio Técnico al Cliente de SCHOTT están demostrando ser unos motores del desarrollo competitivos. La exitosa introducción de vidrios de cobertura para paneles táctiles es sólo un ejemplo.


Thilo Horvatitsch

Sin duda, los teléfonos móviles no son una moda pasajera, pero el ciclo de vida de los modelos a menudo no supera los 6 meses. Más sorprendente resulta que, para su fabricación, los componentes utilizados en estos aparatos de vida efímera recorran muchos países distintos. Las cadenas de suministro a menudo cubren media Asia, la principal región productora de electrónica de consumo. Los conjuntos individuales que los componen pasan de un procesador al siguiente para su completación. Dada la brevedad de los ciclos de producto en la industria de la telefonía móvil, el tiempo disponible es reducido.
Foto : SCHOTT/A. Sell
Esto convierte el desarrollo de aplicaciones y productos en un verdadero reto, especialmente para las compañías tecnológicas con sedes principales y centros de producción no radicados en Asia. Lutz Grübel puede dar fe de ello: ”Cuando se trata de temas técnicos, esta industria no piensa en términos de semanas, sino de días. Por esta razón, una asistencia local cualificada es imprescindible,” comenta, el Vice President de Sales & Marketing de la BU Aplicaciones Domésticas en Asia de SCHOTT.

Los Centros de Servicio Técnico al Cliente (CTSCs) de SCHOTT en Asia están asumiendo progresivamente este papel clave para la asistencia técnica y el desarrollo de aplicaciones, en contacto directo con los clientes. Su oferta de servicios incluye análisis de laboratorio, mediciones, elaboración de prototipos, desarrollo de aplicaciones y el establecimiento de contactos con centros de investigaciones y empresas de toda Asia. El primer CTSC, en Suzhou (China), viene ofreciendo este servicio desde la primavera de 2007. Desde entonces se le han unido sedes en Minakuchi, Japón, y más recientemente, Seúl, Corea del Sur. El cualificado equipo CTSC de ingenieros, científicos y técnicos suma ahora aprox. 40 empleados fijos y autónomos.

Las tecnologías ópticas desarrolladas y utilizadas por SCHOTT se están convirtiendo en referencias en innovación en muchos campos de la industria. Según la asociación comercial Spectaris, el mercado de productos basados en tecnologías ­ópticas suponía, hace un par de años, más de 210 millardos de € y se espera que crezca hasta 2015 a 439 millardos. El potencial reside principalmente en la electrónica de consumo y la ti. En este sentido, China, un país que ha evolucionado de ser el taller de países como Japón, Corea y Taiwán a convertirse en una ­región generadora de desarrollos tecnológicos, ofrece muchas oportunidades. Con la mayor competencia en Asia, las responsabilidades e importancia de los CTSCs, que colaboran estrechamente con los Dptos. de Ventas y con los clientes, no han dejado de aumentar.
SCHOTT tiene 9 sedes de producción y 13 Oficinas Corporativas y de Ventas en Asia (incluyendo ­Oficinas de Ventas en Tel Aviv/Israel y Dubai / eau), que suman aprox. 2.700 empleados. Fuente: SCHOTT/dw
El vidrio litio-aluminosilicato SCHOTT LAS80 presenta una elevada resistencia química y mecánica, así como una excelente calidad de superficie. Foto : SCHOTT/ R. Weitnauer
Este hecho puede ilustrarse con un interesante gran proyecto: la comercialización de SCHOTT LAS80, un nuevo vidrio de cobertura extraordinariamente resistente a la rayadura y a la rotura para aplicaciones de panel táctil (ver el cuadro de texto informativo). Este vidrio litioaluminosilicato, utilizado ya para parabrisas de alta resistencia en trenes de alta velocidad, se está produciendo ahora también en calidad de vidrio delgado. La sede alemana de Jena posee todo el know how en fusión y fabricación requerido. ”Sin embargo, el desarrollo de aplicaciones nunca hubiera sido posible sin nuestros Centros de Servicio Técnico al Cliente en Asia,” apunta Lutz Grübel, que dirige el programa de comercialización de SCHOTT LAS80. El equipo CTSC fue determinante para definir los requerimientos del procesado de SCHOTT LAS80, así como para la presentación de muestras y la formación técnica. Se trataba de adaptar los parámetros de procesado de este material a los equipos de producción de los clientes y de realizar los tests apropiados – un prerrequisito decisivo para su implantación técnica en el mercado. El objetivo era materializar esta difícil exigencia en todos los actores clave de la cadena de suministro, tanto los clientes principales, como los procesadores y los proveedores de Corea, China y Taiwán. ”Disponemos para ello de sistemas técnicos de medición y know how en aplicaciones sin comparación dentro del Consorcio,” comenta el Dr. José Zimmer, Vice President SCHOTT Asia y responsable de los CTSCs.

Este know how contribuyó mucho al éxito de las aplicaciones. La comercialización de SCHOTT LAS80 entre fabricantes asiáticos de teléfonos móviles está en marcha. El inicio de la producción a gran escala está programado para la primavera de 2011. Para SCHOTT representa un negocio prometedor, porque la demanda de pantallas táctiles es cada vez mayor. Los ingresos globales por las ventas de módulos de pantalla táctil ya crecieron en 2009 hasta los 4,3 millardos de dólares US. La empresa de estudios de mercado DisplaySearch prevé que las ventas aumenten un 18% anual, hasta los 14 millardos de dólares US en 2016.

Los CTSCs de SCHOTT seguirán creciendo al compás de estos desarrollos. ”Ahora trabajamos para casi todas las BUs de SCHOTT y tenemos previsto intensificar aún más el desarrollo de aplicaciones y productos en campos específicos. Para conseguirlo contrataremos a nuevo personal en determinadas áreas,” señala José Zimmer. Para Lutz Grübel esta es la vía para el éxito: ”Los comentarios de nuestros clientes de Asia demuestran que las ventas no son el único área que se beneficia del trabajo con los CTSCs. Muchos de ellos se sorprenden de la rapidez con la que somos capaces de reaccionar a nivel tecnológico.” <|

vidrio atractivo para paneles táctiles