SCHOTT solutions n° 1/2010 > Envase Farmacéutico

Foto : SCHOTT/T. Hauser

Preparados para crecer


SCHOTT ha reforzado su posición en el creciente mercado farmacéutico norteamericano con una línea para la producción de jeringuillas precargables en su sede estadounidense de Lebanon, Pennsylvania.


Matthew Kraft

Los 160 empleados de SCHOTT en ­Lebanon, en el estado de Penn­sylvania (EE.UU.), producen cada día 2 millones de envases farmacéuticos primarios. En otoño de 2009 se pusieron los cimientos para un crecimiento continuado. Con una nueva línea para la producción de jeringuillas precargables, esta sede no sólo ha ampliado su capacidad, sino también su gama de productos, que anteriormente consistía en viales y carpules. ”Esta es ahora la primera línea para la producción de jeringuillas de SCHOTT ubicada fuera de Europa. Esto demuestra claramente lo importante que es para nosotros el mercado americano. Nuestros clientes locales podrán beneficiarse de una mayor fiabilidad de suministro y de un mejor servicio,” explicó Ralf Bouffleur, Vice President de SCHOTT Pharmaceutical Packaging, con ocasión de la inauguración, celebrada en octubre de 2009 en el transcurso de un simposio de 2 días de duración.
 

”Felicito a SCHOTT por su éxito en Pennsylvania, así como por sus destacados logros en los EE.UU. y en el mercado mundial.”

Tim Holden, miembro de la Cámara de Representantes del 111º Congreso de los EE.UU.,
durante el acto inaugural


 
La sede americana de Lebanon fabrica cada día 2 millones de envases farmacéuticos hechos de vidrio. Con la inauguración, en otoño de 2009, de una nueva línea para la producción de jeringuillas precargables la sede no sólo ha ampliado su capacidad, sino también su gama de productos. Foto : SCHOTT/T. Hauser
Los más de 90 participantes de la industria farmacéutica y políticos que acudieron al evento, seguro que se alegraron de escuchar estas palabras. En los últimos años, la demanda de jeringuillas ha experimentado en los EE.UU. un crecimiento continuo, que está previsto prosiga, debido a la mayor incidencia de ltas enfermedades crónicas y, también, a las ventajas que ofrecen estos modernos sistemas de administración de medicamentos frente a los envases tradicionales. “El segmento biomolecular, en el que las jeringuillas son la mejor forma de administración, es el que crece más rápido,” señaló Renard Jackson, Vicepresidente de SCHOTT Pharmaceutical Packaging North America.
Foto : SCHOTT
Según los estudios, el mercado de las jeringuillas precargables debería crecer un 8 – 10% anual a escala global. Con razón, porque este tipo de jeringuilla reduce el riesgo de dosificación incorrecta por parte del usuario. Y para los fabricantes farmacéuticos, precargable significa que reciben envases de vidrio ya siliconizados y esterilizados, y de esta forma ya preparados para ser llenados con los medicamentos respectivos. Esto reduce para ellos el número de laboriosos pasos de proceso.
Los procesos de producción de última tecnología de la fábrica cumplen el estándar vigente de las ”Good Manufac­turing Practices” (cGMP) de la FDA. Fotos : SCHOTT (izda.), SCHOTT/B. Gruber (dcha.),
El simposio celebrado para inaugurar la nueva línea de producción de jeringuillas en Lebanon estuvo enfocado principalmente hacia el amplio ‘Know how’ de SCHOTT en envases farmacéuticos primarios. Las presentaciones versaron p.ej. sobre cómo está evolucionando el mercado farmacéutico, sus expectativas, las tendencias actuales del envase farmacéutico, el aseguramiento de calidad y soluciones innovadoras para fármacos proteicos. El recorrido por la fábrica, centrado principalmente en las nuevas instalaciones de fabricación de jeringuillas, fue sin duda uno de los momentos estelares del simposio.

Lebanon es por ahora la segunda fábrica de SCHOTT forma vitrum que produce el juego de jeringuillas precargables esterilizadas forma 3s®, después de la sede suiza de St. Gallen. Su proceso de producción satisface las ”Good Manufacturing Practices” (cGMP) actuales de la agencia estadounidense FDA (Food and Drug Administration). En las instalaciones de producción, de última tecnología, se utilizan cámaras especiales para inspeccionar las características dimensionales de las jeringuillas y el embalado final se realiza bajo condiciones de sala blanca.
Foto : SCHOTT/B. Gruber
”Es importante demostrar el cuidado y la atención que ponemos, incluso en los detalles más insignificante de cada producto que sale de nuestra fábrica, no importa si se trata de una jeringuilla, un vial o un carpule”, afirma Renard Jackson. Los participantes en el simposio, que quedaron muy impresionados con la alta calidad de fabricación y la tecnología de Lebanon, opinaron que estos esfuerzos han dado resultados muy convincentes. ”Ahora tenemos una buena alternativa local a los proveedores de jeringuillas de alta calidad existentes en los EE.UU.,” señaló un representante de la industria farmacéutica. <|
Sitio web de SCHOTT
Envase Farmacéutico