SCHOTT solutions n° 1/2010 > EXPO 2010

Más de 1.000 m² de vidrios arquitectónicos, varios centenares de elementos de iluminación, 9.000 LEDs flotando dentro de un vidrio especial y una fachada solar de 383 m² – esta es la contribución de SCHOTT a la arquitectura y a la exposición del Pabellón Alemán. Foto : SCHOTT/A. Sell

Una vida mejor – Una ciudad en equilibrio


”balancity” – el pabellón más grande que jamás ha construido Alemania para una EXPO – establece estándares arquitectónicos y de diseño con su planteamiento del equilibrio.


Bernd Müller

Un mar de sonidos urbanos envuelve al visitante. Un andén móvil le introduce en las profundidades de un túnel ­iluminado por una luz azulada. Miles de minúsculas lámparas parpadean dentro de una larga pared de vidrio situada a la ­derecha. El patrón de luces imita la señalización de una red de cercanías. Las luces componen además la palabra ”balancity” en caracteres chinos.

Este túnel representa la zona de acceso a la exposición alojada en el Pabellón Alemán de la EXPO 2010 de Shanghai, diseñada por Milla & Partner, y prepara al visitante para el mensaje del pabellón: ”balancity” – un término creado mediante la combinación de las palabras ”Balance“ y ”City”, que designa una ciudad en la que renovación y conservación, naturaleza y técnica, vida urbana y naturaleza, sociedad e individuo están en equilibrio. El equilibrio es el tema fundamental que subyace tras el concepto del Pabellón Alemán y esto queda reflejado tanto en la exposición de Milla & Partner como en la arquitectura de Schmidhuber + Kaindl. Desde la lejanía se puede distinguir la escultura del edificio, compuesto por 4 grandes cuerpos, que en sí parecen estar a punto de volcar. Sin embargo, integrados en el conjunto, son estables y simbolizan el juego entre soportar y cargar, apoyarse y ser apoyado. Al mismo tiempo, todo el complejo se integra armónicamente en el paisaje. Los cuerpos parecen flotar sobre el terreno aterrazado como si fueran parasoles, que proporcionan sombra y resguardan de la lluvia.
La tecnología fibroóptica de SCHOTT se explica en el interior de 3 cajas, que de esta forma se convierten por sí mismas en un objeto de exposición. Foto : SCHOTT/A. Sell
Durante su recorrido por el pabellón (los visitantes se trasladan en ascensores, sobre andenes móviles o a pie) se cruza la Oficina de Proyectos, de planta poligonal. En la misma se presentan ideas alemanas para el desarrollo urbanístico innovador y sostenible. Por otra parte, en el Almacén, los visitantes pueden contemplar diseño, alta tecnología e innovaciones procedentes de Alemania, alojadas en la reproducción de un almacén con estanterías. Sin embargo, el contraste entre ambos espacios no podría ser más acusado.
(arriba): En las 90 cajas para almacén de estanterías en altura se pueden encontrar productos de diseño innovador, que hacen más agradable la vida en la ciudad. (abajo): Dentro de la Fábrica se presentan innovaciones, productos y técnicas alemanas, p.ej. la vitrocerámica Zerodur® utilizada como material para la base de espejo de telescopios astronómicos. Foto : SCHOTT/A. Sell
Iluminar ambos recintos ha supuesto un reto. Las cajas están iluminadas en función de la altura de almacenaje y del tipo de objeto expuesto. Para 30 de las cajas del Almacén no se ha utilizado ninguna luz, mientras que las restantes 60 fueron equipadas con soluciones para iluminación de SCHOTT, que incluyen LEDs, lámparas halógenas y de descarga, en combinación con diversas técnicas de emisión de luz, como la óptica de fibras, las regletas de iluminación y los focos. Además de aportar una iluminación funcional, SCHOTT ha suministrado vidrios especiales de color y de efectos para el edificio, incluyendo el vidrio antirreflectante Amiran®. Muchos de estos vidrios y soluciones de iluminación nunca habían sido vistos antes en China.

Las placas de cocción vitrocerámicas Ceran®, en cambio, son más conocidas en los hogares chinos. Desde 2002 hay una fábrica de Ceran® en China, concretamente en Suzhou. Dentro del Almacén los visitantes tienen la oportunidad de cocinar un menú virtual alemán o chino sobre una placa de cocción Ceran® en una estación interactiva. A pesar de no ser tan conocida, la vitrocerámica Zerodur® es también única y puede contemplarse y experimentarse en el espacio Fábrica. Tiene un coeficiente de dilatación cercano a cero, razón por la cual es particularmente apropiada para grandes telescopios reflectores, habituales en la astronomía. Dentro de la Fábrica pueden apreciarse otras innovaciones alemanas, por ejemplo, tubos receptores para centrales termosolares y soluciones fotovoltaicas, que se presentan por medio vídeos, a los que ha contribuido SCHOTT, y se exhiben en estaciones interactivas de escáner.
La fachada solar del pabellón en la EXPO, con 383 m² de módulos fotovoltaicos ASI® Thru, convierte la luz del sol en electricidad, pero permite la visión a través de la misma y deja pasar el 10% de la luz incidente. Foto : SCHOTT/A. Sell
Se espera que desde el 1 de mayo al 30 de octubre vengan al recinto, de 5,28 km² de extensión, 70 millones de visitantes. ­Pero no todos ellos tendrán la oportunidad de visitar ”balancity”. Por esta razón los arquitectos decidieron trasladar uno de los objetos de exposición al exterior: la fachada solar, compuesta por 383 m² de módulos fotovoltaicos ASI® Thru. Estos módulos solares de capa fina convierten la luz solar en electricidad. Además, permanecen transparentes y permiten, de esta forma, el paso de aprox. el 10% de la luz de día al recinto de ”balancity”.

La fachada solar está empotrada en un zócalo que se asemeja a un modelo de las capas de la Tierra. Con este vínculo entre naturaleza y tecnología se recupera el lema del pabellón. En lugar de la materia prima carbón, que uno esperaría encontrarse en una de estas capas, encontramos silicio transformado en células solares, que simboliza el cambio a la generación energética sostenible. Según los expertos, las hojas de vidrio multifuncionales, que combinan de forma ingeniosa su uso como divisiones de espacios, superficies para proyección y generadores de energía, desempeñarán un papel más destacado en la arquitectura del futuro. La pared de vidrio Narima® dentro del túnel es un buen ejemplo: actúa como división de espacios, como decoración y como iluminación. Los ”LightPoints” parecen flotar dentro del vidrio, porque están alimentados eléctricamente mediante pistas conductoras invisibles, aplicadas sobre el vidrio empleando una técnica de recubrimiento especial.
Cordial reencuentro en la EXPO: El ex-Presidente de la R.F.A., Horst Köhler (Izda.), y el Prof. Dr.-Ing. Udo Ungeheuer (Dcha.), Presidente del Consejo de Dirección de SCHOTT AG, durante el Día de Alemania. En el centro: Dietmar Schmitz, Comisario General del Pabellón Alemán. Foto : SCHOTT/A. Sell
Otros ejemplos: para la zona VIP, situada en el centro de “balancity”, se ha diseñado una mesa de conferencias con proyector. A sugerencia de SCHOTT, se ha utilizado como superficie de proyección una hoja de vidrio antirreflectante. Los WCs de la zona VIP están hechos de brillante vidrio negro. Todo es completamente negro, incluso la grifería. Al final del recorrido les espera a los visitantes un show espectacular en la ”Central de Energía”. Del techo cuelga un enorme péndulo, rematado en una esfera de 3 m de diámetro. El público puede poner en movimiento el péndulo emitiendo sonidos. La energía así generada se refleja contra las paredes y el techo en una excitante coreografía luminosa. Desde la esfera, cubierta con 400.000 LEDs, se proyectan imágenes, colores y formas – todo ello impulsos de Alemania relacionados con el lema de la EXPO, ”Better City, Better Life”. Esta experiencia fascinante pone punto final al recorrido por el Pabellón Alemán. El promotor de la obra es el Ministerio Federal de Economía y Tecnología de Alemania, que encargó a Koelnmesse Inter­national la coordinación de los preparativos y la gestión del Pabellón Alemán. Arbeitsgemeinschaft Deutscher Pavillon Shanghai GbR (ARGE), como contratista general, se encargó del proyecto y la construcción de “balancity”. Schmidhuber +  Kaindl GmbH, Munich, diseñó la arquitectura y se encargó del proyecto general. Milla & Partner GmbH, Stuttgart, ha sido responsable del diseño de la exposición y los medios y Nüssli (Alemania), de la gestión del proyecto y la dirección de obras. <|
Sitio web de SCHOTT
EXPO 2010